Diario

Me estresa tener esto tan parado. Y me resulta contradictorio haber dejado de teclear justamente en un periodo de tiempo especialmente abundante en vivencias intensas. Tengo que pensar sobre ello pero quizá antes tengo que pensar un destino donde irme un par de días porque cuando termino alguna de estas aventuras que requieren tanta energía luego me viene la depresión post parto, que siempre es proporcional a los esfuerzos invertidos, da igual si habiendo recabado satisfacciones o no. Y habiendo sido esta aventura no menor, esta mañana ya sentía yo un algo por dentro que anunciaba su inminente visita. Así que una de dos, o seguimos trabajando en lo que queda sin interrupción o habrá que desaparecer unos días. Soy una persona que sólo puede desaparecer unos días, quizá por eso la idea de una desaparición prolongada me seduce de una manera especial. De hecho, si tuviera dinero, mucho dinero, lo emplearía para desaparecer. Desaparecer es una forma de protección. Tengo una amiga que me reprocha que utilice la distancia como seguro de protección a todo riesgo. Pero la diferencia entre ella y yo es que tengo más años. Los años pasan, pesan y pisan. Cuando eres joven, por ejemplo, te enamoras y te parece la hostia. Luego te la das (la hostia) pero no te das cuenta de que o lo que pensabas que era un enamoramiento no era más que un espejismo hormonal o que aún no habías descubierto que enamorarse es una cosa terrible. No sé lo que es peor. Lo mejor por ahora, desde luego, es dormir un poco, que en cuatro horas y media me tengo que levantar. Pero al menos he emborronado un poco la pizarra blanca de tu monitor, que estaba cogiendo polvo. Habrá que ir pensando en volver. Hay tantas cosas de las que volver que eso también me estresa. Pues vaya cómo estamos. Y encima sin un punto y aparte.

4 pensamientos en “Diario

  1. toni

    debe ser un síntoma del otoño. todos los otoños que están a punto de llegar son el principio de alguna cosa, de un montón de proyectos y de un montón de emociones. y luego van pasando los meses y todo eso se va desgranando y vas arrancándolo y cuando te das cuenta, ya lo has terminado y has llegado donde querías llegar. y luego llega otro otoño. para que pasen los años y pesen un poco, pero sólo un poco, porque lo que realmente importa es que, un proyecto más, un año más, se ha llegado hasta el final. que siempre es el principio de otro nuevo.
    (una taza de café con leche y un ensaimada ayuda mucho, lo sabes, verdad?)

  2. C.

    Sí, estaba esto muy parado. Pero cuando no se puede, no se puede. Este proyecto veraniego que va a cuajar en otoño debe de exigir muchas energías. Eso sí, puestos a desaparecer, quiero que desaparezcas en un lugar que merezca la pena, por favor. No necesariamente a Nunca Jamás, pero vamos. Y deberías tomarte ese cafetito con ensaimada de toni, pero me da que por el café no pasarás :)
    (yo también te reprocho un poco lo mismo que tu amiga, y tengo más años que tú)

  3. Rachel

    (eso eso alguien con autoridad :p, muy bien C.)

    (cambia el café por un colacao toni, a ver si así…….)

    Podemos empezar haciendo una selección de sitios y sólo puedes ponerle pegas a tres. Luego toca elegir y desaparecer un par de días

  4. Ppa

    me pasa algo parecido, tengo un montón de cosas pendientes y borradores que no salen a la luz, han sido unas vacaciones estupendas y todos los dias me prometo empezar a volcar y vaciar todo lo que llevo pero…apago el monitor (por no consumir tanto) y sigo fantaseando con las historias que os quiero contar.
    Me estresa
    Un beso
    Ppa

Deja un comentario: