Diario

Que la cara ha dejado de ser un reflejo del alma para pasar a ser el iPod el reflejo del alma de su dueño es algo que ya sabíamos en este blog. Los tiempos cambian y las almas, también. Dime qué llevas en tu iPod y te diré quién eres. Lo leí ayer en un suplemento de verano de un periódico y le dije al autor: copión. En el iPod yo llevo el “Put your records On” de Corinne Bailey, el “Cruz de Navajas” de Mecano y el “Ave Maris Stella” de Javier Busto, entre varias gigas (en el sentido musical y en el otro), por si alguien quiere ir haciendo cálculos.

Lo del formateo y recomposición del ordenador me dejó tan agotado de ordenador que se siguen acumulando los mails sin que yo pueda hacer nada al respecto porque he enmudecido un poco de impotencia. Así que paciencia. Me decía ayer Belén con extrañeza que estamos todos un poco agotados. Yo le dije que lo que estamos es bastante mayores ya. Ya, respondió ella como si tomara el relevo de mi frase para empezar otra. Nuestros respectivos veranos han sido muy sosos, un desperdicio de verano. Quizá influya en ello el que no nos hemos visto ni un solo día. Pues a ver si ponermos remedio ya, se apresuró a decir ella. Ya, dije yo devolviéndole el relevo. Estoy saturado de ordenador, es cierto, tanto que en vez de poner aquí el post que tocaba los tengo escritos en la cabeza. Ya irán saliendo y si no salen pues nada.

Hoy es el cumpleaños de mi sobrina y mañana es el de mi hermano. En otro nivel de celebración hace un año que este blog se instaló en el mundo azul de WordPress y esta noche conmemoramos los 25 años de nuestras cenas-tertulia ante una ensalada y una tortilla de patata, único evento ineludible en estos momentos y por razones obvias. Dijo Anamari en una de esas conversaciones telefónicas en las que mi oído actúa como ojo mirando a través del auricular sintiendo la atmósfera tan acogedora de esa casa: ya que es un día especial podemos poner otra cosa si quieres. Y contesté yo: pero mujer, entonces qué sentido tendría lo que celebramos?

La otra tarde estaba haciendo hora para coger el autobús de vuelta a casa y en el escaparate de una librería vi un libro que se titulaba: “El drama del niño dotado” y no pude evitar pensar: a ver si va a venir todo de ahí. Fue pensarlo y pensar si lo que acababa de pensar era un refuerzo de la autoestima, vamos, un farde tonto, para que nos entendamos, o todo lo contrario. En los auriculares del iPod empezó a sonar el “Ave Maris Stella” de Busto y se repitió idéntico escalofrío en los mismos compases. Por las aceras la gente iba y venía con el comienzo del curso en la cabeza.

7 pensamientos en “Diario

  1. Rachel

    ¿Y los que no tenemos Ipod? ¿No tenemos reflejo? ¿Como los Nosferatu?
    (madre mía)

    Lo del formateo agota a cualquiera, lo de mi miniagotamiento es neuronal, no sé si por la edad, por la cantidad de cosas a medias, porque se nos viene encima el principio de curso, por el síndrome postvacacional, poruna mezcla de todo…ays

    Por lo demás cabe felicitar a todos por su cumple, a tu sobrina, a tu hermano, al blog en wordpress, a la tortilla de patata y las cenas-tertulia (mira tu agenda) y a quien me haya podido dejar.

    (me encantan esos escalofríos)

  2. Iona

    vaya por Dios!, yo pensaba que la cara seguía siendo el reflejo del alma y que, eso sí, la música ayudaba a que nuestros rostros fuesen cambiando con el tiempo hacia algo mejor o hacia algo peor. Por eso tenemos que ser cuidadosos con lo que llevamos en el iPod, eso sí que es verdad y, algo aún más importante, saber por qué en un momento determinado escuchamos eso y no otra cosa.
    Pero esto es sólo mi impresión. De música, qué te puedo aportar yo que no sepas.

  3. toni

    felicitemosles, felicitemosles (aunque sea desde Italia y sin acentos), que bien se lo merecen. y adhieramonos al agotamiento del formateo de ambos, aunque es fantastico no tener que hacerlo casi nunca, verdad?
    (y a mi, y a mi, aunque no sea con el Ave Maria)

    coda: lo de las cenas-tertulia me da un poco de envidia. sana, pero envidia al din y al cabo.

  4. emejota Autor

    (no es el Ave María, toni, eso no me da escalofrío, es el Ave Maris Stella, y eso igual tampoco, pero es el de Busto y eso sí, créeme)

    Gracias por la felicitación y disfruta de esa italia engalanada de cine y de esos dos hermanos que siempre hacen unas pelis juntos que a veces no las pillo, debo ser el unico, y otras sí.

    Hay otra opción, Iona, y es poner el iPod en aleatorio y dejarte sorprender. Y entonces puede ocurrir que venga una cosa que te haga darle a la tecla de saltar hacia adelante o que suene otra cosa que te hace saltar atras en el tiempo a tí mismo. Es curioso.

    Rachel: los que no tenéis iPod tenéis al reflejo esperando, tía.

  5. C.

    Vaya; felicidades con retraso. Y que cuuuuumplan muuuuuchos máaaaas.

    Yo me reflejo borrosa; no sé si será por la miopía o porque mi reproductor es de otra marca ;)

  6. Iona

    Now let the music keep our spirits high
    Let the buildings keep our children dry
    Let creation reveal its secrets by and by
    By and by
    When the light that’s lost within us reaches the sky…

Deja un comentario: