Relevo

Hola, soy Sergio desde casa de emejota. Que hemos quedao para cenar y me he encontrado a este hombre un poco hecho polvo. Me lo voy a llevar al chino, a ver si lo animo un poco.

Que me dice que ponga algo más.

Bueno pues que he venido esta tarde de Pamplona con la cabeza llena de ecuaciones (malditas transformadas de Fourier) y que estoy preparando los exámenes que ya están a la vuelta de la esquina y me tienen hasta los (puedo?)

– (puedes)

bueno pues hasta los mismisimos.

Lo dicho: que nos vamos a cenar al chino para celebrar el cumpleaños. El menú incluye la tertulia. Seguro que lo pasamos muy bien. Un saludo a todos.

(Le devuelvo los mandos a emejota)

3 pensamientos en “Relevo

  1. lene

    jajaja
    hola Sergio,
    pregúntale a emejota que qué tal hoy, que si está mejor, que si el chino le animó y si a ti te despejó por un rato la cabeza de ecuaciones.
    Ale, un saludo a los dos.

  2. C.

    Seguro que la soja en todas sus variantes y una buena sobremesa oriental (en plan maestro-pequeño saltamontes) contribuyó a la subida de ánimos :)

  3. emejota Autor

    Mejor, mejor, lene :) me animé antes de salir de casa lo que pasa es que hacia las 5 de la tarde me entró la tristeza más grande del mundo sin motivo o si había motivo no me acordaba entonces cuál y estuve a punto de dejar la cena para otro día. Pero no.

    No te pasa eso a veces, que se te viene encima toda la tristeza del mundo de repente? Cuando pasa eso y no encuentro la causa me pregunto si no será que me afecta el mal trago de alguien cercano aunque no sepa de quién se trata.

    En cuanto a Sergio la verdad es que he llegado a la conclusión de que las ecuaciones y esas cosas le ponen bastante. Lo de despejar la cabeza lo dice para disimular, créeme. Si se le despeja un rato la cabeza se aburre y eso es lo peor que le puede pasar.

    ;)

    Hola C.: la sobremesa fue oriental y occidental porque tuvo dos partes: una en el chino y otra en casa. La soja algo haría, que dicen que es cosa sana. A Sergio al principio le daba cosa, luego ya no.

    Un abrazo!

Deja un comentario: