Vacaciones

Ya estamos aquí. Estamos desde ayer pero me resistí a asomarme al portátil, y eso que este año puedo acceder a internet desde la habitación del hotel. También esta vez toca ver el mar desde la terraza. Y otra cosa más: me sobra la televisión. Y el iPod. Conclusión: me sobran pantallas. Eso es bueno porque quiere decir que las vacaciones han empezado como Dios manda, es decir, siendo vacaciones. Y quizá, a pesar del escepticismo previo, las vacaciones eran necesarias. Ahora el día es brisa, buena temperatura, mar, baños, paseos, tranquilidad y horas justas, es decir, que transcurren sin hacerse eternas pero tampoco pasan volando. La vida aquí se desarrolla en torno al mar, es una existencia entre blancos y azules, placentera.

5 pensamientos en “Vacaciones

  1. eva

    m´alegro que todo vaya como planeaste, paz y tranquilad y crema protectora solar para que no te quemes, el mar da mucha paz aprobechalo para cargar pilas. Besos con aires del Sur

  2. Erendira Rico

    Ya ves que no era tan malo eso de tomar vacaciones? Placeres culposos, son los mas sabrosos!!jajajajaja!!!! Disfrutalo, liga, asoleate, ve television hasta embrutecerte, no eso no!, como porquerias y delicattesen, ahhh!!vacaciones!!!

  3. toni

    echo de menos esa sensación. la de las horas que se juntan las unas con las otras sin marcar espacios de tiempo. a las ocho, entrada a trabajar, a las diez y media, descanso para el café, a las dos, para comer. me gusta cuando los minutos se amontonan y es el cuerpo el que decide. disfrútalo, mon amie. y, si vas al bar de la playa y lo piensas, quizá nos veamos.

  4. sergio

    El meu país és tan petit
    que sempre cap dintre del cor
    si és que la vida et porta lluny d’aquí.

Deja un comentario: