Archivo por días: 12 abril, 2006

Mudanza

Estoy de mudanza. Cambio de ordenador. Desde hace unos minutos ya tengo conexión a Internet, lo digo como alguien que se cambia de casa y al que le hace ilusión decir “ya tengo luz” o “ya tengo agua corriente”. Pues así es. Lo demás te lo puedes imaginar: es una locura. Cambiar de ordenador es como cambiar de domicilio, todo se acumula en cajas que luego, poco a poco, deberás ir colocando en su nuevo destino. En una mudanza ocurre que encuentras aquellas cosas que estaban tan al fondo, olvidadas por completo, que sólo hacen notar su presencia con cierta mirada de reproche cuando has vaciado todo y sólo quedan las cuatro paredes y cualquier movimiento que haces produce eco. Mudar de ordenador tiene algo de ejercicio de arqueología, por la de cosas antiguas y perdidas que te encuentras de sopetón. Si no fuera por eso daría mucha pereza. Y luego viene la fase de adaptación al nuevo hogar. Para empezar, el ratón hace click con una dulzura atractiva y el teclado tiene las teclas negras como un clavecín (el otro las tenía blancas). Su pulsación es silenciosa y segura, y de momento eso me despista un poco porque mientras escribo este post se me ha deslizado alguna nota falsa por no estar concentrado. Quiero aprovechar estos días de fiesta para hacer la mudanza completa (otra expresión típica de quien se muda de casa, ¿ves?). De momento, voy y vengo de una máquina a otra y espero recuperar la normalidad en breve.